jueves, mayo 30, 2024
21.8 C
Havana

Activista cubana denuncia interrogatorio a su hija de siete años por parte de la Seguridad de Estado

Comparte

Algunas personas han denunciado a la Seguridad del Estado cubano a través de las redes sociales. La acusación está basada en una nueva persecución pero que en este caso ha involucrado una menor de siete años.

Según dieron a conocer, unos oficiales llegaron en una patrulla de la policía hasta la casa de la activista Marisol Peña Cobas y no solo la condujeron a ella, sino que la obligaron a llevarse con ella a su hija de solo siete años para un interrogatorio. Según declaraciones de la propia la madre, llegaron a su casa con una notificación y la forzaron a acompañarlos junto con su hija.

“Aquí esta la acusación oficial que me hace la dictadura acogiéndose a oficiales de menores, porque según ellos, yo no enseño a mi niña a respetar y amar a los Castro y a Canel”, denunció Peña Cobas en redes sociales tras su salida.

Varios periodistas han expresado su preocupación e indignación ante el atropello de las autoridades cubanas.

Al conocer de los hechos, el periodista cubano José Raúl Gallego a través de su perfil de Facebook ha cuestionado la arbitrariedad del régimen: “Una patrulla se presenta en la vivienda de Marisol Peña Cobas para llevar a su niña de siete años a una “entrevista” en la prisión de menores. ¿Qué sigue?”.

En Twitter, el también reportero Héctor Luis Valdés Cocho ha denunciado el incidente exhibiendo imágenes del momento en que la madre y su hija fueron conducidas, calificando el acto como un “interrogatorio forzado” por parte de la seguridad del estado y la Oficina de Atención a Menores.

Esta no es la primera vez que a través de los mismos medios han difundido imputaciones de abusos y violaciones de derechos humanos contra Marisol Peña Cobas por parte del régimen cubano. En marzo de este año, la activista fue atacada por “otros actos contra el normal desarrollo del menor” por no enseñar a su hija a “amar y respetar a los dirigentes cubanos”.

Seis horas en detención y una fianza para que fuera puesta en libertad por esta causa fueron las medias que además estuvieron acompañadas de amenazas y la observación de que abandonara la isla si no quería ser encarcelada por años.

El hecho de usar a su niña de siete años para intimidar y acosar a Marisol Peña Cobas y encausarla por su activismo, es una crueldad y una violación de los derechos humanos, han manifestado los reporteros.  

Esta denuncia persigue, al igual que muchas otras que se han reportado desde la isla, llamar la atención de la comunidad internacional y a las organizaciones de derechos humanos con el fin de garantizar la protección de los derechos de la mayoría de los habitantes de la isla, expresan los denunciantes.

Leer más

Noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí